Spyce, el restaurante con cocineros robóticos creado por ingenieros del MIT

Spyce, el restaurante con cocineros robóticos creado por ingenieros del MIT

spyce

En Boston, al noreste de Estados Unidos, se encuentra Spyce, el primer restaurante del mundo en donde unos robots son los encargados de revolver, sazonar y servir la comida a sus clientes. El restaurante fue fundado por cuatro ingenieros del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, conocido por sus siglas en inglés). El grupo fue asesorado por el chef Daniel Boulud, quien ostenta 3 estrellas Michelin, y Sam Benson.

Los fundadores de Spyce lo definen como «el primer restaurante del mundo que ofrece una cocina robótica que cocina comidas complejas». Y es que no quieren que se les relacione con los recientes proyectos de robots ayudantes de cocina, como el pobre Flippy, o con otros restaurantes que han decidido retirar a los humanos. Por ello el lema de Spyce es «excelencia culinaria impulsada por la tecnología».

Lo que hace diferente a Spyce con respecto al resto de opciones automatizadas y robóticas que existen hoy día, es que aquí no hay chefs, ya que los platillos son preparados por una enorme máquina que está a la vista de los clientes, lo que podría considerarse una experiencia fascinante, pero a la vez extraña.

Una cocina robótica capaz de preparar alimentos por sí misma

Spyce fue fundado por cuatro egresados de ingeniería y robótica del MIT y asesorados por Daniel Boulud, chef francés con varias estrellas Michelin. El objetivo era dar vida a un nuevo concepto de comida rápida con platillos más elaborados, el cual acaba de abrir sus puertas en Boston, Estados Unidos.

Al ingresar a Spyce, los clientes se encontrarán con un anfitrión humano que los guiará hacia unos kioscos con pantallas táctiles. Aquí elegirán el platillo que deseen de entre una variedad que abarca desde cocina latina, tailandesa, hasta mediterránea. El precio de cada bowl es de 7,5 dólares y se tiene la opción de añadir ingredientes adicionales.

Con información de CNN

Deja un comentario